clase media y la OIT