Print Friendly, PDF & Email
Navi Pillay (Foto UN/ Ferré)

Alta Comisionada  de  la ONU (Foto UN/ Ferré)

La Alta Comisionada de la ONU sale en defensa del informa estadounidense Edward Snowden.

Después de algún tiempo de reflexión la Alta Comisionada de la ONU para los Derechos Humanos Navi Pillay, rompió el silencio en torno al caso del informante estadounidense Edward Snowden, aunque de manera general.

Navi Pillay sostuvo la semana pasada que los informantes como Edward Snowden deben ser protegidos de represalias legales y acciones disciplinarias por hacer pública información no autorizada.

De interés público

La Alta Comisionada recordó que la información fiable sobre violaciones graves de derechos humanos realizadas por una agencia de inteligencia habitualmente proviene de algún elemento interno, y opinó que, en estos casos, el interés público por la divulgación de esas violaciones es muy grande.

Añadió que la gente necesita estar segura de que sus comunicaciones privadas no están siendo indebidamente escudriñadas por el Estado y que el derecho a la intimidad, al acceso a la información y a la libertad de expresión están estrechamente vinculados.

Asimismo, señaló que el público tiene el derecho democrático de participar en los asuntos públicos y éste no puede ser ejercido con eficacia confiando exclusivamente en información autorizada.

Necesidad de protección

“El caso de Snowden demuestra la necesidad de proteger a las personas que divulgan información sobre asuntos que tienen implicaciones para los derechos humanos, así como la importancia de asegurar el respeto al derecho a la intimidad”, dijo Pillay.

Sin prejuzgar la validez de cualquier petición de asilo de Snowden, Pillay llamó a todos los Estados a respetar el derecho internacionalmente garantizado de solicitarlo, de conformidad con el artículo 14 de la Declaración Universal de los Derechos Humanos y en el artículo 1 de la Convención de la ONU sobre el Estatuto de los Refugiados.

Esta posición permitirá sin duda, legitimar la decisión de asilo que un determinado país podría acordar al informante estadounidense, pues se sustenta en el Derecho Internacional y Humanitario.

Visita a Colombia

Por otro lado, Navi Pillay realizará una visita oficial a Colombia del 16 al 19 de julio, por invitación del gobierno de ese país, donde se reunirá con el presidente Juan Manuel Santos, el vicepresidente Angelino Garzón, así como con varios ministros y altos funcionarios del Poder Ejecutivo.

La Alta Comisionada también conversará con el fiscal general, el procurador y el defensor del pueblo, así como otras altas autoridades del Poder Judicial. También se entrevistará con defensores de los derechos humanos, representantes de organizaciones de la sociedad civil, miembros de la comunidad internacional y el sistema de las Naciones Unidas.

Reunión con las comunidades afrocolombianas

Además, Pillay viajará a Santander de Quilichao, Cauca, donde hablará con autoridades indígenas, representantes de comunidades afrocolombianas y campesinos.

Tiene previsto asimismo discutir un amplio rango de temas con las autoridades y los actores de la sociedad civil, incluyendo asuntos como la lucha contra la impunidad, los derechos de las víctimas, la discriminación, los derechos de la mujer y la situación de los defensores de los derechos humanos.

Swisslatin (15.07.2013)