Print Friendly, PDF & Email
Elevar la calidad de educación mundial (WB)

Elevar la calidad de la educación mundial (WB)

Principal conclusión del Foro Mundial de Educación de Incheon, República de Corea, fue adoptada por 100 países.

El Foro Mundial de Educación de Incheon, República de Coreacon, patrocinado por la UNESCO, concluyó con la adopción de una declaración que aboga por más oportunidades equitativas de educación de calidad para todo el mundo.

El documento fue elaborado por los representantes de más de cien países, organizaciones de la sociedad civil y grupos juveniles, y diversas organizaciones internacionales, como con el PNUD, el UNFPA, el ACNUR, UNICEF, ONU Mujeres y el Grupo Banco Mundial.

Aumentar los gastos en educación

La Declaración de Incheon aprobó la agenda de educación mundial para los próximos 15 años a seguir por todos los países en materia de educación, y fortalece los objetivos en esa arena que se incorporarán a las nuevas metas de desarrollo sostenible.

Entre los objetivos acordados –que deberán ser aprobados formalmente por la Asamblea General de las Naciones Unidas en septiembre–, se incluye la necesidad de incrementar el gasto en educación en muchos países, en un marco de transparencia, monitoreo riguroso y rendición de cuentas.

Un gran avance para UNESCO

La directora general de UNESCO, Irina Bokova, aseguró que la declaración es un avance enorme que refleja el compromiso de asegurar que todos los niños y jóvenes obtengan el conocimiento y las habilidades que necesitan para vivir con dignidad, alcanzar su potencial y contribuir a sus sociedades como ciudadanos globales responsables.

Durante el Foro se discutieron los logros educativos de los últimos años y se reconocieron los retos pendientes, entre los que destacan los 58 millones de niños que no asisten a la escuela.

La UNESCO estima que 250 millones de menores no han aprendido destrezas básicas, aunque la mitad de ellos han pasado al menos cuatro años en alguna escuela.

Cumplimiento con los Derechos Humanos

Por su parte el Secretario General de la ONU, Ban Ki-moon, afirmó que la educación conduce al cumplimiento de los derechos humanos, entre ellos la salud y el empleo, y que es esencial para la lucha contra las amenazas de seguridad, incluido el aumento del extremismo violento.

En el foro de Incheon, participaron además de los gobiernos, funcionarios gubernamentales de alto nivel, Premios Nobel, jefes de organizaciones internacionales y no gubernamentales, académicos y representantes del sector privado, además de científicos y otros interesados en el sector.

Cabe recordar que 2015 marca la fecha límite para el cumplimiento de las seis metas de Educación para Todos y los Objetivos de Desarrollo del Milenio (ODM) que fueron establecidos en el año 2000. Los retos pendientes, deberán según la declaración, cumplirse en una nueva meta fijada para el 2030.

Swisslatin / UN News (22.05.2015)