Print Friendly, PDF & Email

Niños indígenas de Ecuador. (foto: Banco Mundial/Jamie Martin)

Los proyectos mineros y petroleros ecuatorianos de las últimas décadas han tenido un grave impacto en las tierras y medios de vida de los indígenas de ese país. Esos pueblos demandan ahora modelos alternativos de desarrollo.

El Estado plurinacional al que aspira la Constitución de 2008 de Ecuador requiere el respeto a los derechos de los pueblos indígenas, a sus tierras, territorios y recursos, afirmó este jueves la relatora especial* de la ONU sobre las garantías fundamentales de esas comunidades.

Al terminar una visita de 11 días al país, Victoria Tauli Corpuz urgió al gobierno ecuatoriano a tomar medidas que protejan los derechos de los pueblos indígenas por encima de la demanda de recursos extractivos, advirtiendo que los nuevos programas de desarrollo aumentan la presión sobre ese grupo de población, de por sí vulnerable.

La experta señaló en un comunicado que un Estado plurinacional también precisa que se permitan la participación y autonomía de los pueblos indígenas y las nacionalidades.

Las comunidades autóctonas de todo el país se han opuesto a que el Gobierno considere nuevas concesiones mineras y petroleras y han pedido modelos alternativos de desarrollo, en vista de que dichos proyectos han afectado gravemente sus las tierras y recursos.

Daños a la salud y el medio ambiente

Entre los perjuicios causados, los indígenas han destacado la contaminación del medio ambiente y las fuentes de agua, el deterioro de la salud y la inseguridad alimentaria, además de haber provocado conflictos intercomunitarios.

Tauli-Corpuz acogió con satisfacción la iniciativa del nuevo Gobierno de establecer un diálogo continuo con los pueblos indígenas, que incluyen los compromisos para restablecer la educación bilingüe intercultural y brindar amnistía a los líderes indígenas que fueron criminalizados durante la anterior administración debido a su movilización contra proyectos extractivos.

Indicó que los próximos pasos deben contemplar procesos adecuados de consulta y consentimiento libre, previo e informado; el reconocimiento de la autonomía y justicia indígena, y la reconstrucción de las instituciones de salud y educación intercultural.

La relatora presentará el informe completo de esta visita al Consejo de Derechos Humanos en septiembre de 2019.

Victoria Tauli-Corpuz (de Filipinas), Relatora Especial sobre los derechos de los pueblos indígenas, es una líder indígena de la etnia Kankana-ey Igorot de la Región Cordillera de Filipinas. Como líder indígena, ha trabajado durante más de tres décadas en la creación de un movimiento entre los pueblos indígenas y como defensora de los derechos de las mujeres. Tauli-Corpuz es ex presidenta del Foro Permanente de las Naciones Unidas para las Cuestiones Indígenas (2005-2010). Participó activamente en la redacción y adopción de la Declaración de las Naciones Unidas sobre los Derechos de los Pueblos Indígenas en 2007.
Swisslatin / ONU news (30.11.2018)