Las necesidades de los niños de Afganistán nunca han sido mayores. No podemos abandonarlos ahora, asegura UNICEF

También te podría gustar...