Print Friendly, PDF & Email

El lado oscuro de Internet (LDD)

Expertos del organismo de la ONU se enfrentan al cibermundo paralelo utilizado a menudo con fines criminales.

Un grupo de expertos de la organización de la ONU para la Ciencia y la Cultura (UNESCO) busca la manera de hacer frente a los desafíos de Darknet, un cibermundo paralelo utilizado a menudo con fines criminales

Para tratar de comprender este fenómeno complejo, volátil y mal conocido, la UNESCO viene organizando varias reuniones sobre el tema, la última, tiulada “Darknet: nuevos desafíos sociales, jurídicos, tecnológicos y éticos”.

Entre los temas abordados destacan conferencias sobre los peligros de este Internet subterráneo, al que se accede de manera anónima por medio de programas especiales, las estrategias para evitar las derivas de este sistema, que puede servir de plataforma a extremistas violentos o las características jurídicas y técnicas de esta Red paralela.

En la conferencia tomaron parte, entre otros expertos,  Tony Day, desarrollador de programas informáticos en el Centro de Excelencia en Investigaciones sobre Terrorismo, Resiliencia, Información y Crimen Organizado (CENTRIC) y Jonas Seider, funcionario de información criminal del Centro de Cibercrimen de INTERPOL.

Luchar contra la violencia del ciberespacio

Estos eventos se inscriben en una serie de conferencias internacionales organizadas desde 2015 por el Programa Intergubernamental Información para Todos de la UNESCO para tratar de luchar contra la radicalización en Internet y la violencia en el ciberespacio.

Según los objetivos de la UNESCO, estas iniciativas ayudan a entender mejor los procesos de radicalización y desradicalización de los jóvenes, a generar un discurso alternativo a los contenidos extremistas de Internet.

También sirven como herramientas para combatir el discurso de odio en Internet y a desarrollar las capacidades de los interesados para poner en práctica respuestas innovadoras, todo ello promoviendo la protección de la libertad de expresión, la privacidad y las demás libertades fundamentales.

Rol de los periodistas

La UNESCO apuesta por la mejora de la autorregulación de los medios, la información responsable sobre los conflictos y el diálogo intercultural e interreligioso entre los periodistas. Según el organismo, son piezas fundamentales para prevenir la incitación al extremismo violento y la radicalización.

Para ello, los expertos proponen establecer coaliciones con los medios de comunicación y con Internet, destinadas a crear un entorno propicio para la construcción de unas sociedades del conocimiento pacíficas e inclusivas.

Swisslatin / Alberto Dufey / Unesco News (28.09.2017)