Print Friendly, PDF & Email

La comandante Syazwani, miembro del personal de mantenimiento de la paz de Malasia en la Fuerza Provisional de la ONU en el Líbano. (foto UNFIL/Pasqual Gorriz)

El Secretario General de las Naciones Unidas indicó este jueves que aumentar el número de mujeres en las fuerzas de mantenimiento de la paz, tanto civiles como uniformadas, es una de las prioridades clave de su Estrategia sobre la Paridad de Género que puso en marcha el año 2017.

Durante una sesión en el Consejo de Seguridad que examinó el papel de la mujer en las operaciones de paz, António Guterres afirmó además que hay evidencias de que el aumento de personal femenino en las fuerzas de mantenimiento de la paz comporta respuestas de protección “más creíbles”y satisfactorias para las necesidades de las comunidades locales.

“Las unidades de patrulla femeninas se comunican en mejores condiciones con hombres y mujeres en las zonas de operación, obtienen acceso a inteligencia esencial y ofrecen una visión más holística de los problemas de seguridad”, aseveró.

Añadió que la presencia de mujeres en los puestos de control fronterizo genera “una atmósfera menos conflictiva”, y que a un mayor número de tropas femeninas aumentan las denuncias de las víctimas de violencia sexual y de género y hay una menor incidencia de explotación y abusos sexuales.

Guterres indicó que este conjunto de factores sienta las bases para otro objetivo común: lograr procesos de paz “más representativos e inclusivos”. Agradeció también a los 150 Estados miembros que se adhirieron a su iniciativa de Acción para el Mantenimiento de la Paz, que busca la participación plena y equitativa de la mujer en todas las etapas de los procesos de pacificación.

El incremento no es suficiente

A continuación, el titular de la ONU destacó la puesta en marcha este año de la Estrategia sobre Paridad de Género cuyos objetivos de representación femenina entre el personal militar, policial, judicial y penitenciario varía del 15% al 35% para el año 2028.

Sin embargo, señaló que el número de mujeres uniformadas solo ha aumentado un 1% desde diciembre de 2015, una cifra que calificó como insuficiente.

Pese a ello, resaltó un incremento del número de oficiales de Estado Mayor femeninas y del número de observadoras militares, que se ha duplicado desde la primera reunión ministerial de mantenimiento de la paz, que tuvo lugar en noviembre de 2017.

En último lugar, Guterres solicitó la ayuda de los Estados miembros para incrementar el número de mujeres oficiales y dedicar una mayor atención a las mujeres destinadas a batallones y a las que forman parte de los cuerpos de policía.

La ministra de Defensa de Alemania, Ursula von de Leyen, cuyo país ostenta la presidencia del Consejo de Seguridad durante el mes de abril, dijo que “para empoderar a las mujeres en todos los ámbitos de la vida, el factor clave es la visibilidad”.

Von de Leyen resaltó la importancia de disponer de modelos a imitar que sirvan “para despertar la imaginación” y consideró que esta tarea podría llevarse a cabo a través de mentoras que “cuenten sus historias a mujeres más jóvenes y compartan sus experiencias”.

Swisslatin / ONU news (12.04.2019)