Print Friendly, PDF & Email
Un componente del sistema vial andino (LDD)

Un componente del sistema vial andino (LDD)

Compartido por seis países latinoamericanos, es el primer sitio transnacional seriado del continente. 

Por primera vez la UNESCO inscribió en la lista del Patrimonio Mundial, el Sistema Vial Andino, el Qhapaq Ñan, (Camino del Inca, o camino Real) que comparten seis países latinoamericanos, el primer sitio transnacional seriado del continente.

La decisión fue adoptada por el Comité del Patrimonio Mundial, que se encuentra reunido en Doha (Qatar) hasta el 25 de junio bajo la presidencia de la jequesa al Mayassa Bint Hamad Bin Khalifa Al Thani. La Lista deberá agregar 40 nuevos sitios.

Sitio transnacional

El Qhapaq Ñan, Sistema Vial Andino, es una vasta red viaria de unos 30.000 kilómetros construida a lo largo de varios siglos por los incas –aprovechando en parte infraestructuras preincaicas ya existentes– con vistas a facilitar las comunicaciones, los transportes y el comercio, y también con fines defensivos.

Este extraordinario sistema de caminos se extiende por una de las zonas geográficas del mundo de mayores contrastes, desde las cumbres nevadas de los Andes que se yerguen a más de 6.000 metros de altitud hasta la costa del Pacífico, pasando por bosques tropicales húmedos, valles fértiles y desiertos de aridez absoluta.

Capital del Tahuantinsuyo

Todos estos caminos se encontraban conectados al Cuzco, la capital del Tahuantinsuyo o Imperio incaico, facilitando su comunicación con los distintos pueblos anexados en el marco del proceso expansivo inca; al mismo tiempo, constituían un efectivo medio de integración político–administrativa, socioeconómica y cultural.

La red viaria alcanzó su máxima expansión en el siglo XV, llegando a extenderse por todo lo largo y ancho de la cordillera andina.

274 componentes

El nuevo sitio del patrimonio mundial, que consta de 274 componentes y se extiende a lo largo de más de 5.000 kilómetros. Dado que el Capac Ñan interconectaba localidades tan distantes como Quito, Cuzco y Tucumán, durante el siglo XVI fue empleado por los conquistadores españoles para invadir Perú, Bolivia, Chile y las pampas cordilleranas argentinas.

Los componentes se han seleccionado para poner de relieve la importante función social y política de la red viaria; las obras maestras de arquitectura e ingeniería y las infraestructuras conexas dedicadas a las actividades mercantiles, el alojamiento y el almacenamiento de mercancías; y los sitios con un significado religioso.

Swisslatin (23.06.2014)