Salud


Las personas discapacitadas enfrentan obstáculos y barreras que afectan su movilidad (foto PAHO)

Entre 140 y 180 millones de personas discapacitadas en América Latina

La OMS llama a promover la accesibilidad y a remover las barreras que restringen su participación social.

publicidad

En el mundo, alrededor de un 15% de la población, o mil millones de personas, viven con algún tipo de discapacidad, según el Informe Mundial sobre la Discapacidad de la Organización Mundial de la Salud (OMS) publicado en 2011.

Según el informe, en los próximos años, la discapacidad será un motivo de preocupación aún mayor, ya que su prevalencia está en alza como consecuencia del envejecimiento de la población y del aumento mundial de enfermedades crónicas como la diabetes, las enfermedades cardiovasculares, el cáncer y los trastornos de la salud mental.

Remover las barreras

Por ello, la OMS llama a promover la accesibilidad y a remover las barreras que afectan la salud y restringen la participación de este colectivo, que en las Américas se estima entre 140 y 180 millones de personas.

Según estudios realizados en la región, las discapacidades más frecuentes son de movilidad, visuales, discapacidad mental, intelectual, de comunicación y visceral. Y las principales causas reportadas son enfermedades crónicas, problemas degenerativos de la edad, accidentes de todo tipo, problemas relacionados con el embarazo y el parto, y enfermedades profesionales.

Entre los más pobres

Las personas con discapacidad presentan peor situación de salud, obtienen resultados académicos más bajos, participan menos en la economía y registran tasas de pobreza más altas que aquellas sin discapacidad.

Algunos de los obstáculos vinculados con la salud que enfrentan las personas con discapacidad tienen que ver con la ausencia de políticas claras de abordaje de la discapacidad en el sector de la salud.

El informe también deplora la prestación insuficiente de servicios de atención, especialmente de rehabilitación y de acceso a los dispositivos de asistencia técnica; la falta o inadecuada coordinación de los servicios, dotación insuficiente de personal y su escasa competencia que afecta la calidad, accesibilidad e idoneidad de los servicios para este grupo.

Es mucho lo que queda por hacer

Aunque muchos países han empezado a adoptar medidas para mejorar la vida de las personas con discapacidad, es mucho lo que queda por hacer.

Entre las recomendaciones para sortear los obstáculos figuran formular políticas, programas y planes sectoriales de salud de abordaje de la discapacidad, lograr que los sistemas de salud sean más inclusivos y que los programas de salud pública sean accesibles a las personas con discapacidad.

Además de invertir en el desarrollo de servicios de rehabilitación y en la provisión de ayudas técnicas; e introducir modificaciones estructurales en las instalaciones sanitarias, además de utilizar equipos con características de diseño universal, comunicar información en formatos apropiados y capacitar al recurso humano.

Swisslatin (05.12.2012)

 
IBS 250x250
 

Subir

© Swisslatin 2010

Sitio configurado para una pantalla 1024x768

Webmaster