>
>
Prensa francesa (Archivo)

Prensa francesa (Archivo)

Grupos extremistas violentos usan los medios, y en particular Internet y las redes sociales, para reclutar a simpatizantes.

El poder de los medios de comunicación para transmitir ideas que justifican o condenan las narrativas de los terroristas ha sido uno de los temas abordados por el Comité de la ONU contra el Terrorismo

Jean-Paul Laborde se refirió al tema en una reunión en la sede de la ONU sobre el papel de la prensa en el combate a ese flagelo, en el que indicó que los grupos extremistas violentos usan los medios, y en particular Internet y las redes sociales, para reclutar a simpatizantes que están desilusionados con problemas en sus localidades.

El Subsecretario General de la ONU Indicó que entre septiembre y diciembre del año pasado, más de 46.000 cuentas de Twitter apoyaban al ISIS.

La libertad de expresión no es absoluto

Laborde también subrayó que el derecho a la libertad de expresión no es absoluto y que en condiciones muy especiales puede ser sujeto a restricciones, según establece uno de los artículos del Pacto Internacional de Derechos Civiles y Políticos que se refiere a reservas de ese tipo en casos de seguridad nacional y orden público.

“Se debe lograr un equilibrio cuidadoso para evitar una legislación excesivamente intrusiva, que al mismo tiempo preserve a las sociedades de la apología a las actividades terroristas o al reclutamiento de combatientes extranjeros”, puntualizó el alto funcionario de la ONU.

“Devuelvan a nuestras niñas”

Por otra parte, Laborde encomió los esfuerzos en las redes sociales por contrarrestar los movimientos terroristas, como el caso de la campaña “Devuelvan a nuestras niñas” contra Boko Haram, que se ha convertido en un fuerte llamamiento para la liberación de las más de 200 menores nigerianas que fueron secuestradas el año pasado.

Jean-Paul Laborde llamó a profundizar el diálogo sobre este tema en el seno de Naciones Unidas, ya que consideró que las iniciativas en la materia no pueden ser abordadas únicamente desde un punto de vista de la política nacional.

En este sentido, sugirió a los Estados miembros a animar a las compañías tecnológicas a desarrollar mecanismos para contrarrestar el discurso de odio y promover la tolerancia.

Terrorismo

Por otra parte el director general del Organismo Internacional de Energía Atómica (OIEA) Yukiya Amano sostuvo que la amenaza del terrorismo nuclear sigue siendo real, y aseguró que esa agencia continúa cumpliendo un papel fundamental contra el flagelo.

Swisslatin (03.06.2015)


>